Mosaico: Recién casados
21 octubre, 2013
Diseño publicitario: Gala Dinner
25 octubre, 2013

Diferencias entre Community Manager, Social Media Manager y Usuario de Twitter

Qué de iconos, qué de cosas, yo me lío.

Como he mencionado al presentarme, una de mis aficiones que se han convertido en un trabajo real es gestionar las redes sociales de una empresa. Es maravilloso trabajar en algo que te gusta, pero hay que tener cuidado porque ante la novedad ni nosotros mismos sabemos en qué estamos trabajando, ni las empresas saben realmente qué están buscando.

El éxito que en estos últimos años está teniendo el mundo de las redes sociales ha hecho que éstas se hayan convertido en una herramienta poderosa que toda empresa debería de aprender a utilizar. No únicamente como una oportunidad de adaptación a los nuevos tiempos, sino como una necesidad real de estar conectado a los usuarios en todo momento. Las redes sociales son una especie de altavoz (tanto de entrada como de salida) para las empresas, hasta el punto de que dos de las redes más potentes que existen, Twitter y Facebook, están siendo utilizadas también como atención al cliente donde éstos pueden alabarnos, recomendarnos, criticarnos e incluso destruirnos, dependiendo de cómo lo hagamos. Así pues, cualquier tipo de empresa que no se encuentre cómoda e integrada en las redes verá como se reduce sus oportunidades de crecimiento, así como su credibilidad y ventaja competitiva. Hay que perder el miedo a este nuevo tipo de contacto con nuestros clientes, y considerar a estas webs como un aliado, un poderoso elemento con un gran abanico de posibilidades si verdaderamente se usan bien. Para ello, no sólo hace falta tener una cuenta en dichas redes, sino que haya actividad y coherencia entre ellas. Ahí aparece la figura del tan famoso Community Manager.

Qué de iconos, qué de cosas, yo me lío.

Qué de iconos, qué de cosas, yo me lío.

Pero, ¿quién es un Community Manager? ¿Qué es, entonces, el Social Media Manager? Mi hijo se pasa todo el día en el tuiter ese y tiene más de 300 fologüers, ¿serviría para mi empresa? Si no tienes un máster especializado, ¿deberías o no trabajar en ello?

Vayamos por partes. Lo primero es hablar con propiedad. Está muy bien caer en la tentación y poner en el currículum que eres un socialmediacommunitymanager de nivel 3 porque usas Facebook y Twitter desde hace un par de años, estás familiarizado con su entorno, y los nuevos empleos estos en inglés suenan genial y a saber qué quieren decir. Pero si te suenan a chino las siglas SEO o no sabes de qué trata la Analítica Web y el Marketing Online, no dejas de ser un simple usuario habitual de Twitter y de Facebook. Y sí, puede que para algunas empresas eso les valga, pero un Community Manager (en adelante, CM) no es una persona que use y domine tal o cual red social y ya. Y, por supuesto, el CM no es lo mismo que el Social Media Manager (en adelante, SMM).

Un SMM es jerárquicamente superior al CM. Su labor se enfoca más a la investigación (estudios de mercado, tendencias), a la estrategia (campañas a realizar, toma de decisiones y objetivos) y a la analítica (eficacia de tácticas, proceso de crecimiento en las comunidades).

En cambio, un CM es el gurú de las redes sociales, el que crea interacción y publica los contenidos. En esencia, es el que se encarga de la reputación online de la marca, es la mano que mece la tecla.

Esto ocurriría en un mundo ideal, sin crisis económica y con todos sabiendo qué somos y qué queremos contratar. En el mundo real, la tendencia es que el CM sea también SMM con alguna pincelada por parte del Departamento de Marketing (si es que existe), o que cualquiera que haya escrito 500 tuits ya se venda como experto, de ahí que exista tanta confusión en estos nuevos términos. Mi consejo es el siguiente:

Si quieres trabajar de CM o de SMM por vocación, porque sientes que puedes aportar frescura a una empresa, o porque te apetece probar, sé honesto. Trabajar en el mundo del Social Media no es colgar una noticia relacionada con tu empresa de vez en cuando en Facebook. Tienes que tener constancia en tu trabajo, y sobre todo coherencia entre las redes sociales a usar. Debes de saber interpretar resultados en Google Analytics (¿de nuevo hablando en chino?) o dominar tanto Blogger como WordPress como mínimo, además de Twitter y Facebook, entre muchísimas otras cosas. Es un trabajo remunerado, y como tal, hay verdaderos profesionales que hacen trabajos increíbles.

Si eres una empresa, y buscas un CM, un SMM o un especialista en SEO, es que buscas lo mejor para el puesto. En ese caso, no te cortes y pon a prueba a los candidatos. Pide que tracen un plan de acción, o pregúntales cómo actuarían ante una crisis, pero no os quedéis con el primero que sepa dónde está el botón de enviar. Si en cambio, buscas a alguien que te lleve el Facebook y el Twitter, eso es otra cosa, porque por suerte casi cualquier usuario de estas redes podría hacerlo, y con un resultado aceptable. Pero nunca se podrá comparar al de un personal cualificado.

Informática, Marketing y Comunicación = SOCIAL MEDIA

¡Turno de preguntas! ¿Algún experto Social Media en la sala? ¿Algún hijo de empresario que se haya sentido aludido por no llamarle Community Manager? Como siempre, el debate está abierto. Si no estás de acuerdo en algo, deja tu comentario y aprendamos unos de otros. A fin de cuentas, sólo soy un simple bloguero algo informado que quiere convertirse en un buen SMM algún día…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *